Nancyhrs's Weblog











{noviembre 19, 2012}   ESTO NO ES AMÉRICA

“Está dicho que uno propone y no sabemos quién dispone, para algunos Dios, o ese centro de energía universal que hace que cada partícula tome movimiento y genere a su vez algo que devendrá en algo útil.

Cuando miro el calendario y pienso todas los motivos por los que las situaciones no se producen cuando parecía oportuno – y hay momentos en que yo siento que no se producirán – primero me enojo horriblemente. Al saber que no me sirve de nada ese enojo me angustio terriblemente porque siento mis deseos postergados y lloro hasta que llega la calma y puedo pensar. Quizás xq quiero creer que lo venidero será mejor, y valdrá por todo éste tiempo que yo consideré “perdido”.

Durante años fui esclava del tiempo y de las formas, fuera para agradar, para alcanzar algún logro o porque sentí que así se hacía para llegar a ser alguien realizado en la vida, de hecho a los 40 años sentí que había cumplido varios de mis grandes objetivos propuestos, y me sentí muy agradecida x ello. También debo reconocer que mi ego estaba henchido de felicidad. No todas las mujeres podían decir que ya eran profesionales con trayectoria, seguían formándose, habían viajado, trabajaban en temas afines a su profesión, comprado su propia casa, tenían su auto y, sí, hasta la trivialidad de haber pagado sus propios implantes mamarios (sí, hablo de las lolas).

Hasta el momento había tenido dos parejas importantes pero, yo sentía que debía cerrar temas de mi “individualidad” femenina (como llamábamos con amigas en situación similar) para luego establecer lo que creí era dedicar energía a disfrutar de estar más relajada y así formar lo que consideré siempre una pareja: dos personas que se aman, se respetan, comparten y acompañan.

Estoy convencida que el amor encuentra a las personas (y no al revés), y así fue como en medio del aprendizaje de una nueva etapa, el amor volvió a poner frente a mí a un hombre. La diferencia más atractiva y graciosa de la situación fue que yo jamás lo habría elegido. A cierta edad y luego de algunos meses, medianamente creímos saber que era el momento e hicimos planes para vivir juntos.

Así como me conduje en la vida hasta ese momento, consideré una buena forma de avanzar, confiando en mí y en el otro, para vencer nuevamente ciertos miedos a crear un espacio conjunto. Con trabajos que en algunos casos podían ser compatibles, proyectamos, hicimos planes (algunos concretados) y, mientras, seguí construyendo mi ser como mujer.

Opté considerar la paternidad como una decisión de dos, y más allá de lo obvio de una acción, hubo consenso y disposición también. Nuevamente: uno (la pareja) propuso, Dios tenía otros planes.

A partir de un momento, se desencadenó una sucesión de hechos inesperados y no tan felices, como cuando no termina de romper una ola y llegan más… mientras uno se siente arrastrado hacia algún lugar donde no es posible ponerse de pie nuevamente y uno no termina de ser sacudido por la fuerza natural de esos impulsos pero a su vez da brazadas o intenta unos pasos para ubicarse en un arriba y abajo que se han perdido.

Y sí, la sensación es que uno perdió el rumbo. Y se tiene responsabilidad sobre ello, cada uno su parte. Fue doloroso recuperar el aire y a la vez darse cuenta que perder el rumbo fue realidad y que ese lapso se llevó séis años. Todavía veo las rojeces de haber perdido piel x tanto raspón en la acción de evitar que todo lo construido se fuera con el mar, y que a veces algo sangra aún, supongo que se siente como de recién paridos en este estadío primario de desamparo.

Es un desamparo tan extraño… porque uno sabe que se tiene a sí mismo y que ya no tiene a nadie más; que nos queda la experiencia que pesa tanto o más que el desconocimiento del cual antes no se era conciente; sumado, en mí caso, a miedos que nunca son grata compañía y hay que atravesarlos, cual excursionista me meto en el desconocimiento para ir enfrentándolos con los pertrechos del naufragio.

Aún siendo adultos, en 6 años tantas cosas pueden cambiar que al leerlo dudarían; pero no se asombren, les aseguro que hasta en dos minutos TODO su mundo podría cambiar, quizas involuntariamente, pero ante ciertos hechos no hay retrocesos.

 

Por qué les cuento todo ésto?
Porque (desde hace varios días en realidad) se sucedieron eventos que entorpecieron la fluidez del trabajo, los horarios, el transporte, las conexiones a internet, la falta repentina de luz (en mi caso afecta el suministro de agua) más otros temas gravísimos que afectan a nuestra sociedad toda (falta de suministros básicos para la salud, desnutrición infantil, violencia doméstica, ausencia de justicia imparcial, etc; y nuevamente, recordé el poco control real que podemos tener de nuestras vidas. Salvo que nos enfoquemos fuertemente en los nuevos objetivos que ya no estamos dispuestos a perder. La Libertad por ejemplo.

Estamos en noviembre de 2012 hay personas que nos está dañando, y egoístas a su lado que exponencialmente llevan ese daño extendiendo y profundizando el dolor a quienes más necesidades padecen. Han violado hasta el derecho a creer en un semejante, han vejado a la Justicia sólo por el hecho de “poder”, poder corromper, poder robar, poder creerse superiores en número y condición. Si el Poder corrompe y la Corrupción mata, entonces estamos en muy serios problemas ya que aquí hay demasiada gente que cree tener poder y lo ejerce sólo por convicción y por asentir con el gesto.

Me considero una persona de fé y así como le pasa a tantos, me pregunto “cuándo le llegará a éstas personas el momento de ver que su vida no es de ellos, que el poder no sirve a la hora de salvar la esencia, que sus creencias son ilusorias y con esas mismas matan ilusiones ajenas? No me avergüenza decir que en algún momento he deseado mal a otro y luego la vida me hizo ver que lo peor ya les había sucedido; creo que por eso hoy me siento bastante incapaz y débil para odiar, pero estas preguntas no dejan de hacer eco en mí: Cuándo? Para qué sirve ésto?

Entender que debo respetar porque su dolor será tan válido como el de cualquiera de nosotros el día que les llegue una de las tantas lecturas de deuda de sus vidas y las de sus semejantes. La realidad es que no son iguales (afortunadamente) pero son semejantes…, muy a pesar de nuestra forma occidental de ver la vida: lo son.

 

Hoy tenía organizado ver la película “Come, Reza y Ama” y, por segunda vez, no fue posible. Esta vez no me sorprendió, quizás no sea el momento de ver/me proyectada en la profundidad que hoy puedo leer en esos mensajes, los de la peli, o los que me rodean.  Ah sí, porque en estos casi 7 años también aprendí a leer con los ojos cerrados y el corazón abierto, algo que inicialmente fue intuición pero luego comencé a desarrollar – seriamente –  en un aprendizaje difícil donde uno es falible y duele a veces, y continúa siempre… [es complejo de explicar así que hoy no lo haré].

Lo que puedo ver ahora, es que contarles una tarde de inconvenientes o contrariedades me ha llevado al principio mismo: Será que la vida es circular? Será como dicen en oriente que la esfera es la forma perfecta?

En ese caso comprenderé para qué vale esperar activamente, por ej. el revivir fortalecido de los valores y el saneamiento de la Justicia en nuestra amada Argentina.
Y todo será “cuando Dios y la Patria lo demanden” …

@naharod

 

Anuncios


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

et cetera
A %d blogueros les gusta esto: